El tiempo vuela y, ¡empieza el bilingüismo!

Ya llevamos tres meses en Barcelona. ¡Y NO HEMOS PARADO!

Septiembre fue el mes de la adaptación tanto familiar como con el entorno. El que más notó el cambio esta vez fue el peque: empezamos a ir al espacio familiar de la Casa dels Colors donde empezó a tener contacto con otros niños, algunos de su misma edad. De tener que empezar a aprender a compartir (ufff) sobretodo el espacio (uff ufff!). Octubre fue un mes de relax que nos tomamos de “vacaciones” familiares. Fuimos a Londres donde disfrutamos de lo lindo y el resto lo pasamos disfrutando de nosotros mismos. Y noviembre, este mes que ya pronto termina, ha sido el mes de volver a la rutina. Y de nuevo, el mes en que Noe ha tenido pequeños cambios en su día a día, entre ellos: cama, cochecito, fiebres (la primera vez que no son de un día por los dientes) y empezar la dura batalla de imponerse a… ¿todos?, vamos, lo tenemos todo revolucionado.

A algunas de las cosas mencionadas les dedicaré alguna que otra entrada porque se lo merecen, pero hoy quería hablar de nuestro bi y futuro trilingüismo.
La fierecita tiene ahora dos años y ocho meses. Pese a ser muy charlatán, nunca repetía más que tres o cuatro palabras contadas “hola“, “mama“, “papa“, “cotxe“, “bye bye“, “aigua“. Ésto hasta justo llegar a Barcelona, donde de repente, será por la motivación de ver los abuelos, escuchar a otros niños, la televisión.. de repente le dio por repetir mucho más. Y no será porque yo en Japón no le hablara, ¡los que me conocéis ya sabéis que me encanta hablar! Pero mira, algo le empezó a motivar.
Paralelamente, por las tardes, para dejarme empezar a poner las pilas con el trabajo, Yuta empezó a llevarlo un par de horitas al parque. Coincidiendo en que le gustaba ir repitiendo palabras, empezó a imitar todo lo que papá decía y, de repente, empezó el bilingüismo: A la mama, a la iaia y a l’avi, se nos dirige en catalán, mientras que al papa se le dirige en japonés.
Puesto a que hasta ahora siempre ha pasado más horas conmigo, tiene poco vocabulario en japonés, eso sí, los “kocchi” (aquí), “acchi” (allí), “doko?” (¿donde?), y “nani?” (¿qué?), suenan a punta pala! Aunque desde nacer siempre ha demostrado entender al papa, lo poco que le/nos pedía era con las cuatro palabras que tenía en catalán o señalando. Pero es que los enanos son fantásticos, ¡increíbles!

Eso sí, últimamente dos palabras en concreto que me decía en catalán “colom”/”hato” (paloma) y “gos”/”inu” (perro), ha pasado a decirlas en japonés. Y como en Barcelona no hay ni perros ni palomas…… cof! cof! Ironías fuera, estoy de hatos y inus hasta el moño! jajaja

hato paloma-theinomatas-Mireia Moreno

¡¡¡¡PERO ES TAAAAAAAN BONITO!!!!

Eso sí, siempre hay quien anteriormente te ha intentado dar por saco con el tema, aunque son simples anécdotas.
A los 6 meses una comadrona japonesa me dijo  que “tienes que hablar a tu hijo solamente en japonés porque vive aquí y no sabrá japonés” a lo que contesté que yo era de una zona de España donde nos criábamos entre el bilingüismo y aquí estaba, como una campeona encima hablándole japonés, y pudiendo hablar francés incluso inglés, que sus teorías eran incorrectas y mientras su padre le hablaba japonés siempre.
Y el último fue conflicto con mi suegra y mi cuñada, donde en vez de comentar, se me acercaron realmente preocupadas sobre el futuro del niño y quejándose que solamente decía palabras en catalán (con dos años) y que tendría problemas cuando fuera a la escuela… a lo que simplemente conté lo mismo que a la metomeentodo anterior más que les agradecía su preocupación pero que por favor no quería que se metieran en nuestras formas de educar o criar al pequeño en el futuro.
Sería genial que ambos casos se dieran cuenta poco a poco (pese que la primera no tendrá ocasión) de lo muy equivocadas que iban! jijiji :P

¡Buen fin de semana a todos!

Anuncios

3 comentarios en “El tiempo vuela y, ¡empieza el bilingüismo!

  1. anikaviro dijo:

    ¡Mucha suerte en esta etapa de adaptación y bilingüismo! Adoro tu blog y me alegra ver que todo va bien para los Inomata :D
    Además entiendo (también volví hace nada) lo complicado que es mudarse entre continentes y dejarlo todo… Pero seguro que merece la pena.

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s